Por qué estoy aquí (desvelos nocturnos)

Escribo de madrugada (y completo cuando me da la vida).

La última vez que lo hice a horas intempestivas en este blog tenía un bombo de ocho meses, dos bebés en ciernes y el tsunami más inimaginable por caernos encima. Era la madrugada de un lunes y yo estaba cabreada conmigo misma, con la sociedad que nos dice que la incomodidad de un barrigón es lo mejor de la vida y con mi ginecólogo, que me recordaba (¡qué sabio fue!) que cuanto más tiempo pasaran dentro de mí, mejor. “¡Mejor para todos menos para mí!”, decía gruñendo a todo quisque que se me cruzaba. Ahh, la maternidad… que tanto endulza el carácter…

Hace ya muchos meses que de tiempo voy igual que ayer el pobre Wawrinka de acertado en la final de Roland Garros, es decir, fatal. Sin embargo, este espacio para mí ha sido siempre como una religión, en el sentido de creencia, no en un ser superior, sino en unos principios. ¿Cuáles? Buena pregunta. A mis cuarenta y poco a veces pienso que con 15 tenía más claro de qué iba esto de la vida, pero los años solo me hacen dudar, aunque en mi descargo tengo que decir que esas dudas ya poco me desasosiegan porque total, para qué.

En fin, que ya ven, que yo me organizo en mi mente muy bien, soy bastante alemana para eso, pero luego llega la vida y me trastoca los planes. Uno de ellos es llegar a tiempo a mi cita quincenal, en ocasiones más acertada que en otras. Hoy, por ejemplo, empecé escribiendo a las 6 de la mañana y miren la hora que es. Bien me reía yo de una colega de profesión que me espetaba de cuando en cuando “no me da la vida”. Y ahora, miren, me trago las palabritas aquellas una a una y en el mismo orden.

En definitiva, este ejercicio algo atropellado, sobre todo hoy, me recuerda dos cosas: una, que a pesar de los avatares profesionales, creo que sigue en mí la vena de periodista, y este blog está lleno de un buen puñado de esa clase canallesca 😉 Y dos: que si lo dejo, habrá acabado mi poca opción para desvariar. Así que, con el permiso de todos, por aquí seguiré, “si me da la vida”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s