¡Esperadme! (SOS, lo estamos perdiendo, II)

“La cosa está grave señores, el habla canaria agoniza”. De esta manera comenzaba prosperaenmedio un reciente artículo en este mismo blog, donde relataba su rebeldía de haber dejado de dar ‘Me gusta’ a las publicaciones en facebook de su vecino porque escribe vosotros, estáis y autobús, que luego jamás utiliza en el cara a cara.

En mi caso, aún no he pasado a esta fase, pues sigo tontamente inmerso en la de creer que esto es reversible, y pongo mi granito de arena. Por ejemplo, no dejo pasar una a los niños (así de impío soy con las cosas del lenguaje, que es la casa del ser, dijo Heidegger).

Como asiduo a parques infantiles y, digo más, como presto usuario habitual de los pilla-pilla o los Juan-periquito-andrés que allí acontecen, tengo bien identificada a mi presa, que no tarda en surgir: ‘¡Esperadme!’. No falla, casi siempre acaba apareciendo de boca de cualquier pequeñajo que no quiere quedarse rezagado en el juego. Ahí me paro y le pregunto: ¿Tus padres dicen ‘esperadme’ o ‘espérenme’? ‘Espérenme’, es su respuesta. Y seguimos tan panchos sin más apreciaciones.

Me anima a no cejar en este absurdo empeño (cada uno tiene las aficiones que tiene) el hecho de que mis propios vástagos erradicasen sus tímidos conatos, la punta del iceberg audiovisual que entra como un cañón vía tablets y teles. Mas cuando sus compañeros de clase, el hijo de un amigo o el que pasa a mi lado suelta un vosotros¹, dudo.

Como dudo y tiemblo y lloro por dentro cuando un profe o un concejal o un vicerrector suben a un escenario y perpetran ante el auditorio presente la pronunciación de la segunda persona de los pronombres posesivos y la segunda persona del plural de cualquier verbo: ‘Encantado de que vosotros y vuestras familias hayáis venido hoy’. ¿Por qué?, ¿por qué?

batman

Estoy a punto de arrojar la toalla. No sé qué haré cuando pase a la fase de rebeldía. Creo que con los peques, me haré el loco, que para eso están sus padres y sus abuelos, a los que debe de chirriar el asunto. Con los adultos acaso llegue al insulto, y vocifere: Ah, cabozo, como te coja otra vez hablando como no sueles, porque piensas que es lo correcto, te hago tiras como un tollo.

 

Nota:

  1. Dicen los estudiosos, algo que como hablante he refrendado en varias ocasiones, que el vosotros se emplea de manera común y antigua en partes de La Gomera y del norte de La Palma, entre otras zonas muy concretas de las islas; igual que nuestra peculiar /s/ implosiva se ejecuta de manera diferente en El Hierro, entre otras muchas pecuaridades. Como se ve, no todas nuestras señas de identidad lingüística acaban en decir gofio.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s