Vergüenza ajena

Esta semana hablamos de política, leemos política, deglutimos política sin remedio. Estamos condenados a tragarnos las ¿impresionantes? campañas que están haciendo los candidatos a las distintas instituciones. Te guste o no, no te queda otra que ser el blanco de todos los mensajes que cada partido ha seleccionado para captar votos.

Ya nos habló de algunos de ellos JLeoncioG en su entrada de hace unos días, pero no cabe duda que estas acciones de comunicación dan para mucho, hasta para echarse unas risas. El ejemplo concreto que me provoca esa reacción es el spot del PP de Oyón, un pueblo de Álava, que no sé si alcanzará los votos necesarios para gobernar pero estoy segura de que conseguirá convertirse en viral. Su protagonista, el popular Rubén Garrido, declara que “que durante estos años han aguantado muchas críticas y que eso les ha hecho más fuertes, por lo que ahora se siente tranquilo ante las opiniones negativas que pueda haber contra este vídeo”. Ahora que lo pienso, no sé si me produce risa o sólo siento vergüenza ajena.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s