No trabajo gratis

©facebook.com/NoTrabajoGratis
©facebook.com/NoTrabajoGratis

Imaginen que pido un albañil voluntario para que me arregle unos desperfectos en mi casa. O que le pido a un abogado que me haga una asesoría voluntaria y gratuita. O que le digo a un fontanero que instale un calentador gratis. Y así cambiando a nuestro antojo el profesional. Pues últimamente veo mucha solicitud por estas redes pidiendo aportaciones voluntarias (aunque esto no es fruto de internet, ya existía mucho antes… y no hablemos de los timos, que eso ya es el colmo). Concretamente en dos campos: la traducción (se buscan traductores “voluntarios” para traducir webs, proyectos, etc.) y la comunicación (y no hablemos de la farándula, que la gente se cree que los artistas ni han pagado carreras, ni comen, ni pagan facturas… ¡Ay!). Colaboraciones en blogs, artículos, páginas informativas, radios, periódicos, gabinetes jurídicos… Pues miren, hago este manifiesto para que les quede claro: no trabajo gratis.

Me llegan sugerencias diciendo que estarán encantados de que colabore en sus webs con algún “post”. Y que eso me dará “visibilidad”. Y yo me descojono de la risa, oigan…

Como dije en la nota “Dignidad“, ceder a estos chantajes emocionales (ya sea por necesidad o por algo de ambición) me parece hacerle un flaco favor al prójimo y al resto de profesionales. De hecho, creo que se ríen en nuestra cara. Hace un par de años (creo, no recuerdo muy bien la fecha) nació la versión en español de una conocida plataforma de comunicación que NO PAGA a sus colaboradores. La única forma que tengo de manifestar mi oposición a esta práctica aberrante es no entrar (salvo accidente) en su página web. Me niego. En estos años habré accedido unas tres veces (las cuento) y ni me he leído el contenido, salí “corriendo” de allí. Porque me parece el colmo del cachondeo. Porque ellos bien que ponen publicidad en la página y ganan sus dineritos.

Profesionales: no les juzgo, de verdad, hagan lo que crean conveniente. Si confían en que les va a beneficiar de algún modo, adelante (snif). Pero yo ya no estoy para tonterías. A la imagen y al título del post me remito.

Anuncios

8 comentarios

  1. Es alucinante la facilidad con la que la gente ha olvidado dos cosas bastante básicas sobre el trabajo (entendido como trabajo por cuenta ajena):

    1) Se trabaja para obtener un beneficio.
    2) Trabajar gratis se conoce como esclavitud.

    ¿De verdad es tan difícil?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s